lavialactea.es | ​Espacio para el teatro y sus contaminantes
9
home,page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-9,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive

La Via Lactea

En La Via Lactea se reúnen actores y profesionales que comparten la pasión por el teatro y la visión sobre cómo éste puede transformar la sociedad. Donde los actores sean capaces de lograr desenvolverse con registros variados, y mucha flexibilidad para adaptarse a los nuevos formatos y canales como Internet, y a trabajar en entornos culturales cambiantes, con capacidad de emprendimiento, y dentro del emergente contexto de las coproducciones internacionales.

Dentro del ámbito del teatro, podemos destacar las siguientes actividades

 

  • Formación
  • Producción de espectáculos
  • Representaciones y difusión de las actividades.
  • Asesoramiento sobre asociacionismo en el campo   de las artes escénicas.
  • Intercambios con entidades análogas.

 

Es una organización de iniciativa artistica que trabaja en el desarrollo de proyectos y acciones orientados a promover y mejorar la calidad de vida y el bienestar de la ciudadanía y, en especial, de aquellos colectivos que se encuentran en situación de vulnerabilidad o en riesgo de exclusión social.

La Via Lactea promueve el desarrollo de nuevas prácticas, procesos y recursos sociales en pro de una cultura innovadora y transformadora, repensando constantemente nuestra actividad, nuestro funcionamiento y nuestras metodologías, asegurando así un mayor impacto de las mismas.

TEATRO QUE SANA

La Via Lactea ofrece, a través de una pedagogía innovadora, un entrenamiento profundo basado en el autoconocimiento focalizando sus dimensiones esenciales: Mente, Cuerpo y Espíritu.

Consideramos que el acto teatral es un cofre misterioso, donde nos encontramos con nosotros mismos en el espejo del escenario. Es un estado de consciencia, un rito de transformación y una necesidad humana.

Gracias al continuo afinamiento del instrumento, que es uno mismo, iremos descubriendo y absorbiendo, mediante chispazos de consciencia que nos abrirán a un mundo de posibilidades expresivas a priori inimaginables.

Ofrecemos una formación, una investigación y un aprendizaje constante. Desde la premisa básica que nos sostiene: acceder al Ser y desde ahí dejarnos fluir creativamente.

Desarrollamos un método propio de fusión con la dramatización gestáltica de alto potencial artístico y transformador; nos especializamos en crear situaciones propicias para la integración del conocimiento y la vivencia de la propia vida. Esta técnica es implacablemente eficiente para motivar al actor a traspasar la barrera de lo desconocido y vencer las resistencias habituales de la programación egoica. Una experiencia amorosa e inolvidable.

CURSO DE CREACION TEATRAL

La Via Lactea ofrece, a través de una pedagogía innovadora, un entrenamiento profundo basado en el autoconocimiento focalizando sus dimensiones esenciales: Mente, Cuerpo y Espíritu.

Consideramos que el acto teatral es un cofre misterioso, donde nos encontramos con nosotros mismos en el espejo del escenario. Es un estado de consciencia, un rito de transformación y una necesidad humana.

Gracias al continuo afinamiento del instrumento, que es uno mismo, iremos descubriendo y absorbiendo, mediante chispazos de consciencia que nos abrirán a un mundo de posibilidades expresivas a priori inimaginables.

Ofrecemos una formación, una investigación y un aprendizaje constante. Desde la premisa básica que nos sostiene: acceder al Ser y desde ahí dejarnos fluir creativamente.

Desarrollamos un método propio de fusión con la dramatización gestáltica de alto potencial artístico y transformador; nos especializamos en crear situaciones propicias para la integración del conocimiento y la vivencia de la propia vida. Esta técnica es implacablemente eficiente para motivar al actor a traspasar la barrera de lo desconocido y vencer las resistencias habituales de la programación egoica. Una experiencia amorosa e inolvidable.